lunes, 29 de octubre de 2012

Appel pie o Tarta de manzana "americana"

Tienen los americanos (del norte) pocos platos que hayan sido capaz de entrar en el elenco gastronómico mundial.
Y no será porque no tengan buenas materias primas, ni medios, ni porque no tengan representación de todos los lugares del mundo.O quizás sea precisamente por eso, porque ante tal caleidoscopio de cocinas, para qué hacer una propia.


Esta receta, el Apple pie, es la excepción.

INGREDIENTES
Para la masa
-300grs de harina
-60cc de leche
-60cc de vino blanco
-60cc de aceite de girasol
-Un poco de sal
-Un huevo

Para el relleno
-3 manzanas
-Un limón, canela
-Genjibre, azúcar


Descorazonar y pelas las manzanas cortándolas a daditos.
Ponerlas en un plato con el zumo de medio limón para que no se oscurezcan y aliñar con un par de cucharadas de azúcar y canela en polvo. Si se quiere ponerle también ralladura de limón, genjibre rallado y un chorrito de licor.
Dejar en maceración.


En esta ocasión haremos la masa Tito´s que ya hemos usado en otras preparaciones.
También podría hacerse con una masa quebrada como la que hicimos AQUÍ

Preparar la masa.
En un bol poner la harina con el resto de los ingredientes excepto el huevo.
Cascar el huevo en un vaso, batirlo y agregar la mitad a los otros ingredientes del bol. Reservad la otra mitad para pintar el pastel.
Amasar todos los ingredientes hasta que quede una masa consistente que se despegue de las manos. Como no lleva levadura, esta masa puede usarse de inmediato.


Poner en un molde redondo de tarta un papel sulfurado de horno para que no se nos pegue la tarta.
Recortarlo a medida de la base. 


Cortar la masa en dos partes, una un poco más grande que otra. Estirar y extender la porción de masa más grande para cubrir el molde.
Cortar la masa de forma que sobre un poco por encima del borde del molde.


Verter las manzanas que teníamos en maceración en el molde forrado de masa.
Repartir bien el relleno.


Pelar una nuez de genjibre y rallarla por encima del relleno.
También podríamos haberla incorporado previamente al macerado de las manzanas.




Tapar la tarta del molde con la otra porción de masa debidamente estirada.



Sellar los bordes juntando y apretándolos entre sí, todo alrededor del pastel.


 

Una vez todo el pastel esté cerrado, hacedle una ventana para que respira durante la cocción.


Pintar la masa con el resto del huevo que habíamos reservado.


Poner al horno precalentado a 180ºC durante aproximadamente 20/25 minutos hasta que la masa esté cocida y dorada.



Dejadla enfriar un poco.
Para degustarla, lo ideal es que esté templada o fría.


Si queréis quedar como reyes acompañadla con un poco de helado o nata. Pero a mi gusto no le hace falta para nada.

Disfrutadla
Que aproveche!!
Bartolo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Este blog se nutre de tus comentarios.
Gracias por dejarlos, sin duda me ayudarán a mejorarlo.